Administrar tus finanzas si trabajas por tu cuenta “freelance”

freelance-finanzas

Si has decidido trabajar por tu cuenta es importante que sepas que tendrás más costos, responsabilidades, tendrás que pagarte tus vacaciones, seguridad social y contar con un sistema de ahorro para el retiro.

Según el Servicio de Administración Tributaria en el mes de diciembre de 2015, habían 19,942,949 personas físicas trabajando por honorarios y 29,855,002 asalariados. Aumentando cada mes el número de personas trabajando como freelance.

Por si estás pensando en dejar de ser asalariado y trabajar por tu cuenta, debes tomar en cuenta varios puntos importantes:

Gastos del negocio
Trabajar por tu cuenta implica contar con un espacio rentado o en tu casa, para ofrecer tus servicios y trabajar en diferentes proyectos, deberás invertir en insumos, equipo de computo, gastos de comunicación y papelería.

Aprender a cobrar
Debes organiza los días en que se enviarán las facturas a tus clientes para que sepan qué días tienen que pagarte y no estés esperando de 30 a 90 días para cobrar.

Es indispensable pedir un anticipo del 50% aproximadamente por si debes comprar insumos y asegurar el pago completo.

Realiza contratos por escrito y haz que te firmen cotizaciones para que puedas protegerte al momento de entregar un trabajo o cobrar por él.

Tomar en cuenta los impuestos y deducciones
Las personas físicas por honorarios tienen la oportunidad de hacer dos tipos de deducciones, las que tienen que ver con su actividad económica y las personales.

Según la Ley del ISR puedes deducir el costo del mobiliario, automóvil y computadoras. Además de las deducciones personales como honorarios médicos, aportaciones a los planes de retiro e intereses hipotecarios que no podrán superar el 10% de tus ingresos anuales.

Crear fondo de emergencias
Para temporadas bajas deberías generar un ahorro de entre 6 meses y 1 año para hacer frente a la falta de ventas o proyectos. Esta previsión puede ser la diferencia entre seguir como freelance o tener que regresar a ser asalariado.

Contar con Seguridad Social
En cuanto al cuidado de tu salud puedes escoger entre dos opciones: afiliarte al IMSS a través de Régimen de Incorporación Voluntaria al Régimen Obligatorio del Seguro Social, donde debes pagar una cuota anual de 7,868 pesos o contratar un seguro de gastos médicos mayores.

Si optas por el primer esquema tendrás acceso a asistencia médica, quirúrgica, farmacéutica y hospitalaria, pensión de invalidez y/o viudez o vejez y orfandad. Por el contrario, si cuentas con un seguro de gastos médicos, éste puede ser deducible de impuestos, puedes personalizarlo y escoger entre diferentes opciones de pago.

Ahorro para retiro y vacaciones
Debes pensar en tu retiro, como opciones viables puedes abrir una cuenta de Afore o buscar un plan personal de retiro cuyas aportaciones son deducibles de impuesto.

Al planear tus vacaciones identifica qué etapas del año son las más bajas de ventas, para no comprometer alguna entrega de proyecto. De las utilidades mensuales que generes, destina una parte proporcional al ahorro para tus vacaciones.

Organizar el tiempo de trabajo
Trabajar como freelance podría convertirte erróneamente en un empelado 24/7. Establece horarios bien planeados par alas tareas del diario, como revisar correos, atender a los clientes y ofrecer tus servicios. De lo contrario no rendirás ni física ni mentalmente.

Fuente: CNN Expansión.

Factura.com

Esta plataforma es ideal para los emprendedores, profesionistas y freelancers que no son expertos en contabilidad, ya que es una plataforma muy fácil de usar. Puedes facturar en cualquier momento y en cualquier lugar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *