¿Qué es Lean Startup?

que-es-lean-startup

De seguro has escuchado este método en algunos eventos de emprendimiento y que algunas personas lo recomiendan como un método práctico para los temas de startups. El Lean Startup ofrece un enfoque científico de la creación y gestión de nuevas empresas y pretende obtener un producto deseado de forma más rápida. El método Lean Startup te enseña cómo conducir una startup – cómo dirigirla, cuándo dar vuelta, cuándo perseverar y hacer crecer un negocio con la máxima aceleración. Se trata de un enfoque basado en principios para el desarrollo de nuevos productos.

Demasiados startups comienzan con la idea para un producto que piensan que la gente quiere. A continuación, pasan meses, a veces años, perfeccionando ese producto sin haber mostrado ni una vez el producto, incluso en una forma de prototipo al cliente potencial. Cuando por fin ese producto llega a los clientes, resulta que no fue de su agrado o utilidad y hasta ese momento comenzará la retroalimentación, pero ya será demasiado tarde, se han gastado infinidad de horas de trabajo y presupuesto.

Al utilizar el método de Lean Startup se elimina la incertidumbre. Utilizando el enfoque Lean Startup, las empresas pueden crear orden no caos, proporcionando herramientas para poner a prueba una visión continua. Lean no se trata simplemente de gastar menos dinero. Lean no se trata sólo de fallar rápido o fallar barato. Se trata de poner a trabajar un proceso, una metodología en torno al desarrollo de un producto.

Una startup es una institución, no sólo un producto, por lo que requiere un nuevo tipo de gestión orientada específicamente a su contexto de incertidumbre extrema. De hecho, un emprendedor debe considerarse como un puesto de trabajo en todas las sociedades modernas que dependen de la innovación para su futuro crecimiento.

Trabaja mejor, no más – La metodología Lean Startup tiene como premisa que cada inicio es un gran experimento que trata de responder a una pregunta. La pregunta no es “¿Puede construirse este producto?” En su lugar, las preguntas son “Se debe de construir este producto?” y “¿Podemos construir un negocio sostenible con todo este conjunto de productos y servicios?” Este experimento es más que simplemente una investigación teórica; se trata de un primer producto. Si se tiene éxito, se permite que comience la estrategia de una campaña: se reclutan a los primeros usuarios, se añaden empleados para cada experimento adicional y finalmente se empieza a construir el producto. En el momento en que el producto está listo para ser distribuido ampliamente, ya se cuenta con clientes. Se han resuelto los problemas reales y ofrece especificaciones detalladas de lo que necesita ser construido.

Un componente central de la metodología Lean Startup es el círculo virtuoso de la realimentación y acumulación de formas de aprender. El primer paso es determinar el problema que necesita ser resuelto y luego desarrollar un producto mínimo viable (MVP) para comenzar el proceso de aprender lo más rápido posible. Una vez establecido el MVP, una empresa puede trabajar en afinar el motor. Esto implicará la medición y el aprendizaje. Debe incluir métricas accionables que puedan demostrar la causa y el efecto real.

La startup también utilizará un método de desarrollo de investigación llamado “Cinco porqués” – haciéndose preguntas sencillas para estudiar y resolver los problemas en el camino. Cuando este proceso de medición y el aprendizaje se hace correctamente, será evidente que una empresa está en movimiento, ya sea llevando con éxito los conductores del modelo de negocio o no. Si no es así, es una señal de que es el momento de “pivotear” o hacer una corrección del rumbo estructural para probar una nueva hipótesis fundamental sobre el producto, la estrategia y el motor del crecimiento.

Validar aprendiendo – Los startups no existen sólo para hacer las cosas, ganar dinero o incluso servir a los clientes. Existen para aprender cómo construir un negocio sostenible. Este aprendizaje puede ser validado científicamente mediante la ejecución de experimentos frecuentes que permiten a los emprendedores poner a prueba todos los elementos de su visión.

El validar el progreso en el aprendizaje de la creación se mide por la producción de productos de alta calidad. La unidad de progreso para lean startup se valida en el aprendizaje de un método riguroso, para demostrar los avances cuando uno está incrustado en una extrema incertidumbre. Una vez que los emprendedores validan el aprendizaje, el proceso de desarrollo puede reducirse sustancialmente. Cuando te centras en averiguar lo que hay que construir para los clientes, en base a lo que requieren y que pagarían por ello, sin esperar meses para el lanzamiento del producto en forma beta, podrás cambiar la dirección de la empresa. De esta forma los emprendedores pueden adaptar sus planes de forma incremental, poco a poco, minuto a minuto. Esto se hace en tiempo real, logrando un producto real y funcionando.

Si se desea saber más sobre este método es bueno conocer el libro de Eric Ries: The Lean Startup.

Factura.com

Esta plataforma es ideal para los emprendedores, profesionistas y freelancers que no son expertos en contabilidad, ya que es una plataforma muy fácil de usar. Puedes facturar en cualquier momento y en cualquier lugar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *